Eduardo Mendoza

Hoxe resulta casi imposible separar a lectura, da industria que a rodea.

E aínda que a edición de libros en papel vivíu tempos mellores, as editoriais manteñen a súa presenza nos medios mediante a convocatoria de premios con maior ou menor dotación económica ás obras escritas, co obxectivo de acadar o maior número de lectores posible. Do mesmo xeito, asumese que non sempre a calidade das obras premiadas é o primordial.

Sen embargo, os premios litrerarios sí cumplen coa súa parte de responsabilidade (nada doada) como é a de manter vivo o interese do público pola lectura. Neste caso, citaremos a Eduardo Mendoza, galardoado recentemente co premio Cervantes.

Probablemente non sexa este premio un máis dos que xa atesoura este autor dende o ano 1977, dada a importancia daquel para a literatura iberoamericana, pero a difusión mediática da súa obra será suficientemente amplia como para que chegue a moito máis público do que acadou ata o de agora. Con esta parte positiva quedamos.

E con unha das moitas actividades propostas para dar a coñecer as súas obras: dende a biblioteca pública ‘Vidal Pazos’ de Marín ponse a disposición do público un espazo exclusivo con obras do escritor catalán. Permanecerá ata o 23 de abril de 2017 como data simbólica, xa que é a data da entrega do premio Cervantes, e ademáis ten lugar o Día do Libro. Así mesmo, as librerías ofrecen desconto do 5% na compra dos libros do autor.

Sempre é bó momento para redescubrir as súas novelas, mais nada como descubrilo…


Hoy resulta casi imposible separar la lectura, de la industria que la rodea.

Y aunque la edición de libros en papel vivió tiempos mejores, las editoriales mantienen su presencia en los medios mediante la convocatoria de premios con mayor o menor dotación económica a las obras escritas, con el objetivo de conseguir el mayor número de lectores posible. Del mismo modo, se asume que no siempre la calidad de las obras premiadas es lo primordial.

Sin embargo, los premios litrerarios sí cumplen con su parte de responsabilidad (nada fácil), cual es la de mantener vivo el interés del público por la lectura. En este caso, citaremos a Eduardo Mendoza, galardonado recientemente con el premio Cervantes.

Probablemente no sea este premio uno más de los que ya atesora este autor desde el año 1977, dada la importancia de aquel para la literatura iberoamericana, pero la difusión mediática de su obra será suficientemente amplia como para que llegue a mucho más público del que consiguió hasta ahora. Con esta parte positiva quedamos.

Y con una de las muchas actividades propuestas para dar a conocer sus obras: desde la biblioteca pública ‘Vidal Pazos’ de Marín se pone a disposición del público un espacio exclusivo con obras del escritor catalán. Permanecerá hasta el 23 de abril de 2017 como fecha simbólica, ya que es la fecha de la entrega del premio Cervantes, y además tiene lugar el Día del Libro. Asimismo, las librerías ofrecen descuento del 5% en la compra de los libros del autor.

Siempre es buen momento para redescubrir sus novelas, pero nada como descubrirlo…

 

Deixar unha resposta

introduce os teu datos ou preme nunha das iconas:

Logotipo de WordPress.com

Estás a comentar desde a túa conta de WordPress.com. Sair /  Cambiar )

Google photo

Estás a comentar desde a túa conta de Google. Sair /  Cambiar )

Twitter picture

Estás a comentar desde a túa conta de Twitter. Sair /  Cambiar )

Facebook photo

Estás a comentar desde a túa conta de Facebook. Sair /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

Blog en WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: